Los electrodos de grafito como alternativa para el calentamiento del agua

boiler solarAprovechamiento energético con boilers modernos y eficientes.

Es natural que en temporadas invernales o en zonas donde existan constantes temperaturas bajas, busquemos calentar nuestro cuerpo, sobre todo cuando de darse una ducha se trata, o cuando nos vamos a lavar las manos.

También es cierto que algunos calentadores de agua no satisfacen en cuanto a la rapidez del calentamiento del líquido, ya sea porque su funcionamiento se ha ido deteriorando con el pasar de los años, o porque la tubería sea muy larga y cause dicho retraso en el caldeamiento del agua.

Sería conveniente ir pensando en otro tipo de dispositivos o sistemas que ayuden a caldear del agua de manera óptima. Para eso hay que ser muy cuidadosos a la hora de adquirir el aparato, y tener en cuenta las condiciones como presión del líquido, capacidad del boiler o hasta si es necesario disponer de baterías para que funcione.

Por lo regular, los dispositivos para el calentamiento del agua de gas o eléctricos necesitan una instalación complicada y que no haya errores. Como se mencionó anteriormente, los sistemas de caldeamiento por medio de tuberías es una buena opción, pero hay que tomar en cuenta las distancias entre aparato y regaderas.

En temporadas de frío, posiblemente se presenten dificultades para alcanzar la temperatura deseada, o si se llega a alcanzar, quién sabe cuánto tiempo podrá durar el agua templada, incluso podría no aguantar los 5 minutos, que es en promedio la duración de una ducha.

Actualmente en el mercado se pueden comprar diferentes tipos de aparatos, por ejemplo, hay dispositivos que tienen el tamaño de una botella de 2 litros, y pueden calentar al instante, independientemente en la tubería que se instale.

Esto es porque dicho sistema se activa mediante un sensor con la simple detección del flujo del agua; obviamente cuando no detecta la circulación del líquido, entonces se apaga automáticamente, propiciando un ahorro sustancial de la energía eléctrica.

Los electrodos de grafito poseen numerosas aplicaciones, cuyos tipos pueden ser en forma de barras, láminas o placas, por mencionar algunos. Sus características técnicas son importantes para las exigencias que se requieren al momento de utilizarse como cátodos de grafito o ánodos de grafito, celdas de combustible, protección catódica e incluso electrolisis (proceso químico en la que un cuerpo o sustancia se disuelven en una disolución, descomponiéndose por la causa de la corriente eléctrica continua).

Además de las aplicaciones antes mencionadas, los electrodos de grafito se han venido utilizando en el calentamiento del agua, transformándose en una parte esencial para la tecnología. Algunos aparatos para caldear agua ya empiezan a implementar estos electrodos, ya que supone un ahorro de por lo menos el 40% de electricidad comparados con otros dispositivos.

Éstos funcionan utilizando la misma agua como un resistor, de esa manera el líquido incrementará su temperatura con mucha rapidez, y con menos consumo energético. Además el control y ajuste de la temperatura es mediante el uso sencillo de paneles digitales, incluso se está trabajando para que haya un control mediante tecnología WiFi.

Este tipo de sistema sería ideal para personas o familias no numerosas que vivan en departamentos pequeños. En caso de que sea lo opuesto, se necesitarán varios aparatos para las diferentes tomas de agua.

Es fundamental empezar a cambiar la costumbre de tener que esperar varios minutos para que el agua salga caliente del grifo una vez que abrimos la llave. Hay que pensar en la cantidad de agua valiosa que se escapa por la coladera, aunque es cierto que puede existir algún sistema que recircule el agua que se va por la coladera hacia la tubería, como el del español Alfonso Cuervo, pero es un sistema que todavía no estaría al alcance de todos, no por lo menos en el corto y mediano plazo.

Para tratar de compensar ese desperdicio, es trascendental pensar en la inversión que haremos para la adquisición de nuestro boiler, cuya eficiencia sea por lo menos del 99%, con interruptores que permitan un ahorro energético; además es esencial que sea de fácil mantenimiento y que su seguridad y vida útil sean de lo mejor.