La aromaterapia y los beneficios de los aceites esenciales en el cuerpo humano (Segunda Parte)

baño de vaporHistoria de la aromaterapia.

En el anterior artículo “La aromaterapia y los beneficios de los aceites esenciales en el cuerpo humano (Primera Parte) hablamos acerca de estos tratamientos y sus múltiples beneficios para nuestro sistema, así como la procedencia de algunos aceites esenciales que combinados con el baño de vapor se utilizan para el mismo propósito.

La historia de esta práctica singular data desde la presencia de civilizaciones antiquísimas como romanos, griegos, hindúes, chinos y egipcios. En ese entonces se usaban ya los aceites, ya sea como perfumes o inciensos, y más importante, como terapias médicas, de adoración e incluso en la cocina, en el caso de la cultura egipcia.

En el valle del indo, su cultura describía el impresionante número de 700 sustancias y Tcheou-Li y Li-ki de la cultura china, usaban los aceites de jengibre y opio como fin ceremonial. También era común que las civilizaciones de antaño empleasen los aceites esenciales como un entendimiento del cosmos, respondiendo a los cultos mediante teofanías.

Más adelante en el siglo XVI eran denominados como aceites químicos, cuyos métodos de obtención era por medio de las afamadas boticas. Antes de que se suscitará la primera guerra mundial, el químico francés Gattefosse, se concentró es estudiar la lavanda y desveló las propiedades medicinales que ésta tenía, logrando una aplicación de la misma durante este importante conflicto bélico, la lavanda servía para tratar infecciones y quemaduras.

El mismo Gateffose en 1928 fundó la ciencia de la Aromaterapia con la utilización de aceites esenciales, siendo un foco de origen principal para que los profesionales de la salud en los años de 1950’s las usaran como la mejor alternativa a los antibióticos.

Formas de extracción y destilación de los aceites esenciales.

Vapor de agua:

Hay empresas o instituciones que obtienen la destilación por medio del arrastre de vapor de agua, o si se trabajan en esencias cítricas usarán la presión en frío, siendo unos procesos muy confiables que garantizarán la extracción más natural y satisfactoria.

La destilación a base de vapor es el procedimiento más añejo, pero el que requiere más experiencia, ya que las plantas debían ser ubicadas en una cámara con alambique sellado, dicho alambique hacía atravesar el vapor, pasando sin presión por las plantas.

Al vaporizar las mezclas aromatizadas, éstas se dirigirán a un tipo cuello de cisne, y al contactarse con el frío, el vaho se condensará. El líquido circulará hacia el vaso florentino, donde habrá una separación y relucirá el aceite esencial, flotando por arriba del agua destilada.

La pureza dependerá del correcto proceso, con el adecuado uso y las propiedades únicas de los alambiques a utilizar. El agua es muy importante, debe estar muy limpia.

Ylang-Ylang.- Distintas fases de destilación, se dividen en extra, primera y completa.

Extra: Esta esencia se consigue cuando han pasado dos horas de la sublimación y es comúnmente utilizada en las perfumerías, debido a su atrayente fragancia.

Primera: Esta esencia se obtiene una hora después del Ylang-Ylang extra; es empleada en tratamientos a base de aromas, así como en perfumería.

Completo: Se extrae al finalizar la sublimación por completo, también utilizado en aromaterapia. Es un punto clave entender que todas las esencias obtenidas tienen que estar bien protegidas y guarecidas del aire y la luz solar.

Método expresión:

Este procedimiento es muy empleado para extraer las esencias de los cítricos a través de sus cáscaras, mediante la presión de las mismas para su posterior almacenamiento en frascos debidamente sellados. Igualmente dicho método es usado para contraer ciertos tipos de aceites vegetales que funcionan como una importante dilución.

Enflorado:

Utilizado desde la antigüedad para la extracción de grasas como la de las almendras y mezcladas con alcohol, resultando una composición aromática. En la actualidad las flores frágiles son sometidas a este tratamiento de sublimación, para la creación de esencias de jazmín o mimosas por mencionar algunos ejemplos.

Solventes de petróleo:

De este proceso definitivamente no se van a conseguir aceites esenciales para tratamientos a base de aroma por el peligro que conlleva el trabajo con compuestos como el benceno, hexano o el propilen glicol. Más bien es empleado para la adquisición de esencias absolutas.

Hay otras técnicas para extraer las resinas para uso cosmético y otros procedimientos que se trabajan con CO2. Es trascendental saber que todos los procesos para la destilación de esencias destinadas a aromaterapia tienen características propias unas de otras, y utilizarlas con el adecuado baño de vapor, puede maximizar los beneficios que obtendremos, tanto en cuerpo y alma.