Cuidados importantes de mascotas

Los mini cerdos necesitan una piel humectada

humidificadorÚltimamente se convertido en tendencia el adoptar mini cerdos (minipigs) como una alternativa de mascota, sobre todo para aquellas personas que sufren algún tipo de alergia al pelo de otros animales como perros y gatos.

Los cerdos miniatura tienen su origen en la importación a zoológicos de Estados Unidos en los ochentas, precisamente el cerdo vietnamita ha sido sometido a cruza con otras razas de puercos, resultando en varias especies. Estos animales son muy sociables e inteligentes, por lo cual se perfilan como una mascota ideal.

Por ello, los mini puercos requieren de cuidados básicos y especiales hasta cierto punto. La alimentación es una parte importante; es verdad que pueden comer casi de todo, pero si no se tiene cuidado, probablemente estos cerditos tiendan a presentar obesidad y crecer más de lo que se piensa. Por ello, lo mejor es adquirir comida especial para cerdos miniatura, los cuales vienen en diversas marcas.

Algunas razas de mini pigs cuentan con una buena cantidad de pelaje, que les otorga cierta protección contra las inclemencias del clima, sin embargo hay razas que no gozan de un pelaje, por lo cual su piel sensible está expuesta. Estos animales no deben estar muy receptivos a la luz solar, porque su piel se resecará; lo mejor es aplicarle una capa muy delgada de protector solar (de fórmula suave) para protegerlo. Asimismo es recomendable la instalación de algún humidificador en el espacio donde más pase tiempo el mini cerdo, para que mantenga su cuerpo húmedo.

Como casi todas las mascotas, estos pequeños tienen una naturaleza de curiosidad que aunada a su inteligencia, harán lo posible por salir, hay que asegurar el cerrar bien puertas y ventanas para que no se salga y se pierda. Es necesario remover fuera de su alcance todos aquellos objetos de valor que se puedan romper.

Lo mejor es tratar de crear un ambiente propicio para el puerquito, que cuente con una cómoda cama, una palanqueta con piedras donde pueda hacer sus necesidades (como la de los gatos), y tratar de cerrar ventanas para que las corrientes de aire no le impacten demasiado. Los mini cerdos necesitan de vez en cuando salir a recibir la luz del sol y el aire, pero no en exceso, hay que recordar que tienen una piel muy sensible, además de que no transpiran; es aconsejable que en un espacio exterior se instale una especie de pozo con agua o bien, lodo, ya que ellos se podrán refrescar de esa manera y mantener la humedad adecuada en su piel. Como se mencionó anteriormente, el uso de dispositivos como el humidificador en lugares estratégicos en el hogar, harán que cualquier mascota con piel sensible obtenga una sensación de humedecimiento y bienestar.