Cómo aprovechar un baño de vapor

(Las bondades de un sauna)

baño de vaporEl baño de vapor o sauna tiene beneficios muy palpables, como la de estimular la circulación, eliminación de toxinas y purificar la piel. El calor húmedo permite esas bondades, el cual es practicado desde la antigüedad.

Si es en un club o desde la comodidad del hogar, es necesario saber cómo utilizar de manera eficiente un baño húmedo para obtener unos resultados sobresalientes.

Por lo regular, un baño turco tiene temperaturas que oscilan entre los 35 y los 60 grados centígrados; para que la gran nube de vapor caliente se mantenga, el cuarto o área del baño tiene que estar completamente sellada y acondicionada para que el calor sea seguro y duradero.

Es importante que durante la sesión, se tome la postura más cómoda y segura, por lo que es buena idea poner una silla o banco, con una toalla encima para tomar asiento, y si te tiene camilla mejor, así se recostará el cuerpo y se relajará por completo. No es recomendable hacer ejercicios dentro del recinto vaporizado, sobre todo si no se tiene experiencia en esta clase de rutinas; más adelante cuando el cuerpo se acostumbre a este tipo de sesiones, tal vez sea pertinente pensar en ejercitarse en el vapor.

saunaAntes de entrar al sauna húmedo, es importante hidratarse, tomando un vaso con agua e incluso un jugo de cítricos con verduras, que proporcionarán los nutrientes adecuados para el organismo y lo preparará para la sesión; también es recomendable ingerir té de hierbas. La limpieza de rostro es necesario antes de exponerse al vapor, ya sea con una ducha de cuerpo completo o con simplemente frotar la cara con agua mineral, así, la transpiración cutánea será más efectiva. Asimismo no se recomienda comer antes de tomar este tipo de baño, ya que podrían presentarse complicaciones durante el mismo.

En el baño húmedo, se puede recurrir al automasaje y hasta al uso de hierbas, lo que propiciará el ambiente más relajante y saludable. Al finalizar el tratamiento, se aconseja ducharse con agua fría para que se cierren los poros de la piel, y después, la aplicación de una crema hidratante, que puede ser de aloe.

Los generadores de vapor son estupendos para el emplazamiento de un baño húmedo casero, por lo que sería pertinente asesorarse con los proveedores de confianza.